¿POR QUÉ ES TAN DIFÍCIL EL MUNDO DE LAS RELACIONES?

Te has planteado alguna vez , por qué el mundo de las relaciones es tan complicado a veces?

Has caído en la cuenta de la delgada línea que existe entre, escucharse a uno mismo, escuchar a los demás, atenderse a uno mismo y tus necesidades, o estar para los demás, y cuando esto fluye y cuando esto choca?

Te has dado cuenta como te hace sentir no satisfacer tus necesidades, o estar para el otro?

Has reflexionado alguna vez acerca de cómo manifestar necesidades, sentimientos, o deseos sin necesidad de herir al otro o sin atribuir intenciones que puede que no existan?

Te has planteado si las relaciones sociales te agobian, te encantan, de qué tipo, cuanto tiempo, duración, calidad de la relación, intensidad…te encanta la gente, te acaba decepcionado, estás cómodo/a con tu situación…?; cuantas preguntas podríamos hacernos para averiguar qué clase de animal social soy, y cómo me siento cómodo en las relaciones sociales y si es lo que quiero lo que tengo en este momento…o incluso cómo producir un cambio.

Las relaciones personales son un elemento esencial para vivir, es decir, el ser humano las necesita.

Va a depender de muchos factores personales, sociales, de personalidad, educación, y psicología que una persona necesite un tipo u otro de relación, que una persona establezca unos tipos de relación, con unas determinadas personas, exponga más o menos su intimidad, la guarde, establezca relaciones cordiales, relaciones de conflicto, proyecte en los demás su insatisfacción o atribuya cosas negativas o positivas al otro, etc…

Las relaciones sociales forman el porcentaje más elevado de nuestro éxito en la vida, y hay que saber vivir en la fina y delgada linea de la educación, respeto, confianza, intimidad, afectos, ego, estado interno puntual, roce y convivencia, responsabilidades, necesidades, frustración y deseos.

Esos puntos centrales que incluyen como puntos positivos del éxito aspectos de generosidad, de comprensión, de cuidado, de  entrega y de asertividad e inteligencia emocional, harán que una relación se convierta en un éxito.

Si por el contrario uno se sitúa en su propia necesidad, en el egoísmo, atribuye las causas e intenciones de su mala suerte fuera y a los otros, atribuye que lo que sucede es “culpa “ de otro, siente contínua  fustración,no se siente querido, atendido, ni reconocido, etc…probablemente sus relaciones estén abocadas a fracaso.

Los trucos del éxito en las relaciones son:

          Elige adecuadamente aquella persona o personas que vayan a propiciarte relaciones satisfactorias para tu vida y tu modo de entenderlas.

          Trata de confiar, siempre será más fácil.

          La generosidad es un punto que hace crecer mucho una relación.

          La empatía ayuda a que los lazos sean más fuertes.

          Las crisis son algo normales en cualquier relación y pueden ser entendidas para crecer en ella o por separado, pero recuerda que siempre la crisis es una oportunidad.
          El respeto, y el buen trato, es fundamental para una relación.

          Intentar entender antes de juzgar; esto también hará que haya conversaciones y no discusiones.

          Hablar de las necesidad mutuas, es muy sano, así como ver si uno puede hacer algo por el otro ( no tanto que NO hace el otro por mi)

          Mira el índice de insatisfacción y el estado que se tiene interno y valora de donde puede venir.

Es fácil que puedas ser Feliz, Íntentalo!!!!

Ana Asensio

Piscóloga
Post by Ana Asensio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *